Emprendedores oaxaqueños aseguran “si una puerta se cierra, tocaremos diez más”

  • Piden a autoridades apostar a proyectos que, sin padrinos políticos, nacen de personas que se esfuerzan, lo trabajan, y se arriesgan

Jazmín Gómez

Sin el apoyo de instancias gubernamentales, cinco emprendedores oaxaqueños están marcando huella en la entidad al poner en marcha proyectos innovadores como son una marca de cajas de madera artesanales con ornamenta de barro negro, una de curado de mezcal de diversos sabores y cuadros que son verdaderas obras de arte. Aseguran “si una puerta de cierra, tocaremos diez más”.

Ellos son Miguel Ángel Molina y Cristian Jesús Flores Pérez, creador y colaborador de la marca Miguel Molina; Fernando Gómez, quien realiza murales en cerámica y Leopoldo González y Manuel Martínez, creador y colaborador de la marca de curados de mezcal Bisieche.

 

En entrevista con medios de comunicación explicaron el proceso artesanal, detallado y que con mucho esmero realizan en cada una de sus piezas, que poco a poco están logrando un mercado exquisito en cuanto a arte se refiere.

Miguel Molina explicó que para la elaboración de sólo una de las cajas artesanales de madera, con ornamenta de barro, puede llevarse 12 horas de trabajo y se trata de una nueva propuesta que nace a raíz de que se dio cuenta que hace algunos años, hoy pocas personas, adornar un regalo con su cajita implicaba mucho detalle, cariño, tiempo de familias enteras al momento de acudir a una festividad, ahora todo es consumismo.

Fernando Gómez, artista de murales de cerámica reconoció con humildad que las primeras obras que muestra al mundo con trabajo de elaboración de 18 a 20 horas, son parte del aprendizaje que tuvo con sus 16 años trabajando con el maestro Fernando Adán Paredes del taller Los Alacranes.

Además, Leopoldo González, de Juchitán de Zaragoza Oaxaca, junco con Manuel Martínez Núñez, colaborador de la marca, destacó que Bisieche nació hace más de cinco años, en donde recorrió comunidades y municipios mezcaleros de Oaxaca hasta hallar a productores con ventas mínimas, con excelencia en la calidad del mezcal y con un trabajo artesanal que muchas veces no es valorado, a quienes les consume para la elaboración del curado.

Resaltó que Bisieche nació gracias a la señora Margarita Dávila, a quien le pidieron les vendiera el curado del mezcal que se realiza en San Agustín Etla y que se utiliza para sus festividades, como son las llamadas “muerteadas” y con sabor jamaica y tamarindo, para repartirlo en las “Velas Istmeñas”, pero dijo que no, que mejor les enseñaba para que implementaran el consumo en la región del Istmo de Tehuantepec, y así se hizo hasta que la bebida comenzó a ser solicitada para compra-venta, se trabajaron nuevos sabores, una marca y se empezó todo un proyecto.

Los cinco emprendedores aseguran que acceder a apoyos de instancias gubernamentales como son la Secretaría de Economía, el Instituto Oaxaqueño de las Artesanías ó el Instituto Oaxaqueño del Emprendedor, es complicado, primero por la gran demanda que existe, y segundo y más importante, porque proyectos con menos trabajo y esfuerzo, incluso sin futuro porque no están bien fundamentados, son mejor apoyados por tener padrinos políticos.

Miguel Molina aseguró que muchas veces hay más apoyos por parte de la iniciativa privada que por parte de las autoridades, y gracias a eso sus productos lograron acomodarlos para venta, con el apoyo de la Firma Mayordomo, en la tienda Fiesta Oaxaqueña, que se localiza en Alcalá 302, en el centro de la capital oaxaqueña.

Añadió también que por parte del Gobierno Federal también se anunció un programa de becas para jóvenes que no estudian y tampoco trabaja con el fin de capacitarlas y acotó “en mi caso he desempeñado dos actividades juntas y pienso que debe ser muy interesante hacer nada y seguir vivo, pero estamos quienes trabajamos doce horas continuas y aparte nos desvelamos o madrugamos para poder levantar un proyecto”.

“Lo que esperamos es que se apoye a la gente que trabaja, que le apuesta, que se arriesga, que requerimos inversión porque a veces nuestras posibilidades económicas son limitadas, si hubiese más apoyos para las personas que tenemos algo, que trabajamos, que nos esforzamos, sería fantástico”, puntualizó.

About Jazmín G. Ortega

View all posts by Jazmín G. Ortega →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *